Viernes 28 de Junio de 2013

El diputado nacional Jorge Rivas se refirió al proyecto de ley de fomento a las revistas autogestivas

En su presentación en el recinto de sesiones, también recibió la distinción “al compromiso social” por parte del HCD, que fuera aprobada por unanimidad en la sesión de la víspera.



El diputado nacional socialista Jorge Rivas participó hoy, viernes 28 de Junio, de un nuevo encuentro del tradicional ciclo Viernes Culturales, ocasión en la que se abordó el tema “Proyecto de ley de fomento a las revistas culturales autogestivas”, un proyecto que es de su autoría.


Durante el encuentro –que tuvo lugar en el recinto de sesiones- estuvieron presentes el titular del Honorable Concejo Deliberante, Ariel Ciano; los concejales Carlos Aiello, Gerardo Cirese y Débora Marrero (AM), Verónica Beresiarte, Fernando Maraude y Pablo Retamoza (FpV); éste último autor de un reconocimiento entregado a Rivas que destaca su “compromiso social”.


En primer término habló Jorge Nuñez, coordinador del Consejo Municipal de Cultura (CMC), que es la entidad que organiza el ciclo Viernes Culturales. “Hoy hemos convocado a representantes y agrupaciones que realizan revistas culturales autogestivas. En este ciclo hemos homenajeado al teatro marplatense y la música independiente y en este caso las revistas, intentando incorporar al debate y análisis las necesidades que hay, para encontrar herramientas que nos permitan desarrollar una cultura local con participación de todos los actores”.


Rivas fue presentado por Andrés Cordeu, integrante del Partido Socialista de la ciudad. “Estamos contentos que el Concejo Deliberante haya realizado este homenaje a Jorge Rivas, con quien desde muy jóvenes hemos militado. Creo que hoy es la vez que más sentido tiene esta distinción porque el compromiso a la vida es una extensión del compromiso social. Y él tiene ambos. Desde chico trabajó con maestros como Alfredo Bravo. Siempre tiene la puerta abierta de su oficina para recibir reclamos. Además, en su trayectoria política también se ve esa faceta de compromiso, cuando facetas políticas lo han llevado a tomar posiciones que cambiaban paradigmas de lo que uno podía llegar a pensar, aceptando la ascendencia de movimientos sociales y de los cambios; nunca hizo de espectador”


En este sentido, Ciano consignó: “La visita de Rivas trasciende el marco de los Viernes Culturales, es un reconocimiento a la coherencia que llevó a cabo el Concejo Deliberante. La coherencia es un valor a destacar, admirable, una de las cualidades más difíciles de sostener en el tiempo. Ser coherente, aún en las circunstancias más adversas, es un gran mérito de Rivas, que ha asumido con entereza lo que le sucedió, y que sostiene con honestidad intelectual un mismo discurso en las más diversas situaciones. Él es un ejemplo. Y que una sociedad más justa es posible, por eso soñamos con una Argentina cada vez más libre e igualitaria y con más derechos”. Y añadió: “Usted, Jorge, una vez respondió a la pregunta de por qué había adherido al kirchnerismo. Y dijo que ´mientras el kirchnerismo enfrente a los enemigos que enfrenta ahí va a estar´. Y es un ejemplo político para todos. Por eso todos estamos convencidos del lugar en el que debemos estar. Siento una profunda admiración personal y le pido que continúe esforzándose para seguir siendo un ejemplo”.


Luego, Beresiarte manifestó: “Estamos muy emocionados de estar acá. Y a nosotros como bloque estar junto a Rivas, poder compartir un espacio de experiencia y militancia es fundamental. Si hay alguien que puede dar testimonio de compromiso y coherencia es Jorge. Quisiera poner en marco que el Honorable Concejo Deliberante votó unánimemente el reconocimiento que se le hará entrega. Él, con su vida y militancia, trasciende la pertenencia partidaria”.


Al momento de agradecer el reconocimiento y referirse a su proyecto, Rivas destacó: “El último 14 de mayo hemos presentado en la Cámara de Diputados un proyecto de ley que tiene por objetivo aportar la necesaria protección del Estado a los medios gráficos independientes no sólo del poder político sino de los sectores concentrados de la economía. Con demasiada frecuencia ciertos medios de comunicación abusan de la expresión ´prensa independiente´ para hacer referencia a ellos mismos. La presunta independencia parece estar limitada a la difusión de informaciones y opiniones contrarias al gobierno, en otras palabras al poder político. Para ser independiente la prensa debe estar libre de cualquier sujeción a los intereses desde las grandes corporaciones económicas, de los grupos de capital concentrado, de los monopolios. Podría decirse que el ideal de la prensa independiente alude más bien a emprendimientos que no tienen más compromiso que con su público, con las convicciones de quienes los producen, escriben y publican. Y que ese ideal está más lejos de alcanzarse cuanto mayor es la concentración de la propiedad de los medios y cuanto mayor es la dependencia de esos medios respecto de las inversiones publicitarias de las grandes empresas.


En nuestro país, la sanción de la ley de Servicios de Comunicación Audiovisual supuso un notable avance en relación con los medios televisivos y radiales, a pesar de la oposición sistemática que todavía pone trabas a su auténtica puesta en vigencia. Hoy se producen innumerables medios verdaderamente independientes, fruto de la gestión de grupos de periodistas con vocación de hacer llegar a públicos diversos la información que los grandes grupos no proporcionan; son las más variadas expresiones de la cultura que conviven en nuestra sociedad. Esas revistas y periódicos, tanto digitales como impresos, deben sobrellevar dificultades económicas y financieras que las colocan en clara inferioridad de condiciones con respecto a los productos de los grandes grupos mediáticos. Es el esfuerzo común de actores y autores que las sostiene, a pesar de todo.


Estoy convencido de que la existencia de tales medios autogestionados independientes supone un notable aporte a la riqueza de nuestro pueblo. Y por lo tanto, de manera muy significativa a la calidad de nuestra vida democrática. La pluralidad de voces no puede ser más que positiva para una y para otra. Por lo tanto, resulta legítimo esperar del Estado nacional la adopción de algunas políticas públicas que protejan al sector, que lo estimulen y favorezcan su crecimiento en mejores condiciones. Las que acabo de exponer son las razones que motivan la presentación del proyecto de ley de promoción de la producción independiente y autogestiva de comunicación cultural por medios gráficos y de Internet. Se trata, en primer término de que el Estado formule una expresión de reconocimiento de la función social que cumplen los medios aludidos y de promover la diversidad cultural.


En el artículo 4º, el proyecto define con claridad los beneficiarios de la futura norma: cooperativas, asociaciones civiles y pequeñas y medianas unidades productivas; no pueden ser beneficiarias a los efectos de la implementación de los distintos instrumentos del presente régimen legal las empresas que aún reuniendo los requisitos cuantitativos establecidos por la autoridad de aplicación estén vinculadas o controladas por empresas o grupos nacionales o extranjeros. Más concretamente el proyecto otorga beneficios especiales en materia de tratamiento impositivo y derechos de importación y exportación. Y contempla la aplicación de las medidas necesarias para garantizar, proteger y privilegiar su circulación por los canales tradicionales de la actividad. Por otra parte, procura aliviar las dificultades financieras de los medios autogestivos mejorando las condiciones de su acceso al crédito para inversiones productivas y generando modificaciones en las tasas de interés. Estos beneficios tienen en cuenta desigualdades entre las regiones del país en que se produce cada medio.


Se facilita también la participación de empresas sociales en la adjudicación de licitaciones en concursos relativos a la adquisición de bienes y servicios en cantidades acordes con su escala de producción. El proyecto se propone garantizar la llegada de los productos a las bibliotecas públicas y su difusión por parte de los medios del Estado. Estamos convencidos que la aprobación de este proyecto significará un real aporte a la poco amparada existencia de una prensa independiente. Ello es un requisito primordial para el desenvolvimiento de una democracia genuina en la medida que implica pluralidad y auténtica libertad de expresión y la reducción de desigualdades surgidas del poder económico”.


Durante el encuentro también fue leída una nota de adhesión de la legisladora porteña Susana Rinaldi.


Este proyecto de ley declara al sector de las revistas autogestivas “patrimonio cultural argentino” y fomenta la producción social de la información.


Asimismo, vale destacar que la iniciativa es avalada por la Asociación de Revistas Culturales Independientes de Argentina (AReCIA), que reúne a más de 200 publicaciones de todo el país.