Jueves 9 de Agosto de 2012

Reconocimiento a la trayectoria del ex dirigente del SEC, Ramón Ismael

El ex dirigente sindical fue reconocido como “Ciudadano Ejemplar” por el Cuerpo Deliberativo, que fundamentó su decisión en la extensa trayectoria donde puso énfasis en la salud y la vivienda de los afiliados mercantiles.



En el marco de un emotivo acto, que tuvo lugar hoy en el recinto de sesiones, el Honorable Concejo Deliberante otorgó el título de “Ciudadano Ejemplar” de Mar del Plata a Ramón Ismael, “en virtud de su destacada trayectoria, en la defensa de los derechos laborales y su acción gremial al frente del Sindicato de Empleados de Comercio de General Pueyrredon”.


Presidido por el vicepresidente 2º del Cuerpo Deliberativo local –y autor de la iniciativa-, Maximiliano Abad (UCR), el acto contó con las presencias de la secreataria adjunta actual del Sindicato de Empleados de Comercio (SEC), Graciela Colaizzo; ex dirigentes y afiliados al gremio e invitados especiales, interesados en brindarle tributo a quien los ayudó en algún momento de sus vidas.


Luego de la proyección del video “Historia de Abuelas. La identidad no se impone”, realizado por personal del Teatro Auditórium-Centro Provincial de las Artes, Abad dio las palabras de bienvenida y argumentó la decisión del HCD de reconocer la extensa trayectoria de Ismael. “Para mí en lo personal y para el Concejo Deliberante en general es una gran alegría llevar a cabo este reconocimiento, que no es producto de la casualidad, sino que se fundamenta en una gran, extensa y prestigiosa trayectoria de un hombre probo que llevó adelante al Sindicato de Empleados de Comercio por 34 años”. Y añadió: “Ismael es un hombre que se ha comprometido, ocupado y preocupado por los afiliados, fundamentalmente en temas de salud y vivienda. En su gestión se han construido 2.931 casas, se inauguraron dos escuelas, un club y fue referente en las paritarias nacionales. Siempre con los oídos bien abiertos –algo que todos los dirigentes políticos y económicos deben tener-, hoy está recibiendo este reconocimiento, que no es otra cosa que una caricia al alma en la casa de todos los marplatenses, que es la casa de la democracia”.


Abad consideró que Ramón Ismael “ha dejado una huella profunda y es un ejemplo, sobre todo para las futuras generaciones”.


Colaizzo también recalcó el reconocimiento hacia esta señera figura del sindicalismo marplatense por parte de sus pares –entre los que se expresó, mediante una carta leída por el locutor, el secretario general del SEC, Pedro Mezzapelle-, afiliados, amigos e invitados. “Realmente me marcó en forma personal todo lo que hizo y cómo lo hizo. Es motivo de orgullo de los mercantiles”, señaló la actual secretaria adjunta del SEC en referencia a Ramón Ismael.


En tanto, el propio homenajeado agradeció la distinción. “Si dijera que a mis 88 años iba a ser reconocido de esta manera en la casa de la democracia, estaría mintiendo. Los años pasaron, la lucha fue grande. La Municipalidad siempre fue un apoyo para mí. Por eso, este reconocimiento me llena de orgullo, gracias a todos por la distinción”, señaló tras un breve discurso en el cual evocó momentos de su extensa gestión, que comenzó pocos días después del golpe militar de 1955, que derrocó al gobierno de Juan Perón.



Considerandos de la distinción



Ramón Ismael cuenta con una larga y fructífera trayectoria al frente del Sindicato de Empleados de Comercio, durante un período de 34 años, dedicado a la acción gremial y a la defensa de los Derechos de los trabajadores, debería, en reconocimiento de estos hechos recibir dicho título.


Habiendo, nacido en 1924, se radicó en Mar del Plata en el año 1950, donde comenzó a trabajar en casa Halsey (venta de artículos para hombres mujeres y niños), posteriormente en 1952, entró a trabajar en Etchegaray & Letamendía, almacén mayorista donde se desempeñó hasta ser convocado por el Sindicato de Empleados de Comercio.


A sólo 5 meses, de estar al frente del gremio en un Congreso de Empleados de Comercio, fue elegido como presidente de la Comisión Paritaria Nacional, en donde tuvo una destacada labor logrando un convenio colectivo que reemplazó a las escalas salariales y básicamente es el mismo que hoy se utiliza, también contribuyó a la implementación del salario familiar que hasta ese entonces era muy irregular.


En su prolongada trayectoria, no solo se ocupó de cuestiones estrictamente sindicales, sino que también tuvo una acción gremial y social muy activa, así luchó por la educación, logrando la creación de la escuela primaria Nº 21, que funcionaba en el predio de la federación y luego contó con su propio edificio en la calle Bolívar y 212., también logró la fundación de la Escuela secundaria nº 6, y de un secundario nocturno para empleados de comercio.


También dedicó gran importancia al deporte y la recreación de sus representados, fundando el Club de los Empleados de Comercio, en terrenos cedidos por la Federación.


Otra de sus preocupaciones fue la salud, así en 1956 logra la primera obra social mercantil, que fue pionera y un ejemplo a nivel Nacional, y logró que cuatro años después se creara una obra social de alcance nacional(I.M.M.A.), que se compartía con el sector empresarioy que al dividirse formó OSECAC, que es la actual obra social, también fue fundamental su participación en la Ley de farmacias sindicales, que permitió a los trabajadores acceder a remedios a precios mucho mas económicos.


Uno de sus mas grandes aportes fue para solucionar el problema habitacional de los afiliados, y a lo largo de su prolongada actuación realizó un total de 2391 unidades.


También se preocupó por los jubilados de su actividad, fundando el primer centro de jubilados de empleados de comercio, también como Secretario de previsión de la Confederación tuvo a su cargo la atención de la parte jubilatoria de la misma


A lo largo de su trayectoria de ocupó de una variada cantidad de cuestiones beneficiosas para sus representados, como la implantación del día del empleado de comercio, implementación de una colonia de vacaciones, cursos de manualidades, óptica, enfermería, masajes, pedicuría, promocionó el turismo, esto por nombrar alguna de las tantas cosas que ramón Ismael hizo a lo largo de su vida por quienes representaba.


En su carrera desempeñó los siguientes cargos: Gerente General del Gremio en 1955, fue presidente de la Comisión Paritaria Nacional, Subsecretario del gremio hasta 1957, Director del Instituto Asegurador Mercantil, Director del banco Sindical del gremio, director del Instituto Asegurador Mercantil, y Secretario General hasta 1989. En el plano internacional fue delegado ante la FIET (Federación de Empleados de Comercio Técnicos) , delegado de la IRUFIET que es la delegación americana de la FIET.